Eduardo Camisassa


Eduardo CamisassaNació en el centro de la provincia de Buenos Aires como dragón de agua. Terminó la escuela primaria en General Alvear y la secundaria en una isla cercana a la ciudad de La Plata. Al volver al continente, comenzó a salir de la burbuja. Maltrató varios pianos haciendo como que estudiaba, pero siempre admiró la precisión de los claves bien temperados. Llegó a llorar con algunas sonatas de Beethoven y disfrutó miles de veces la estación del otoño imaginando que Venecia se había inundado.

Se recibió de Ingeniero Químico en la Univesidad de Buenos Aires. Sus estudios no le indicaron por qué había nacido bajo el signo de Piscis aunque supo de la tremenda atracción entre oxígeno e hidrógeno para hacerse líquido. Definitivamente, era una persona de agua, casi anfibia. La música y la ingeniería le enseñaron a comparar partituras con diagramas de proceso.

Visitó los seis continentes y comió panqueques de marihuana cuando no había fumado ni un porro durante su vida. Tuvo cuatro hijos que fueron simpáticos cebollitas antes de crecer.

Actualmente está trabajando en el conocimiento unificado, tratando de vincular la gravitación universal con el comportamiento de los hombres, la relatividad con la historia y la energía con la pizza.

En Viajera

El fin de la siesta El fin de la siesta (Descubrir, 2013)

Contactar a Eduardo

Blog

Contenido sobre Eduardo