cuerpoadentro


quise escribir de hoy – Belara Michán

quise escribir de hoyy volví al ayersin quererni siquiera había pensadoni una conexión y acá estála nena que se desdobla para hacer poesía ola casi adulta –qué miedo– quiere volveral lenguaje de nenaes decir:bailar sin palabrashablar sin coreografíacon la poesía en la punta de la lengua y los piesinconscientes del […]


estar en el cuerpo – Belara Michán

estar en el cuerpo debería ser como protegerse bajo un caparazón pero cuando los dedos se entrelazan y caen como lluvia pesada sobre la nuca se entrelazan y caen ocultando –sí y solo sí– la cabeza pero nada más Belara Michán, cuerpoadentro. Viajera, 2011. Edgar Degas


¿cuándo de repente – Belara Michán

¿cuándode repenteescribir es igual a preguntarle al airecuándola escritura el lugar más oscurorecurrenteviene a mí a darme un bocadode vidasacudir mi caradibujarme una expresiónsilenciosacuándo dejé las bocaspara sumergirme en un lenguajemenos táctilmenos tibiocuándosolo digo cuándocomo si quisiera llegar a lo descosidopara darle una última puntadaporque mover los labiossolo me arruga […]


ella ya está – Belara Michán

ella ya está –y esto lo sabe–demasiado enredada(atravesada por el vaivén del vientoque desintegra su rodete anudado)en la punta de la rama más finabailasabe del borde y que estáel vértigo mirándole la carasin embargo permanece firmeaguantando su bellezacabeza abajoBelara Michán, cuerpoadentro.Viajera, 2011. Edgar Degas


mirarse en el espejo de la noche – Belara Michán

mirarse en el espejo de nochedeber ser un poco raropara los ojos del díalevantar una piernabuscarel equilibro antes que el sueñoy entoncesy entonces sícon la tibieza de brazos como alasme miran de frentedos ojos espejadosnegros, de pupilas brillantinada ganas de soplarderramarempaparse la caracon su oscuro ruborporque la noche planea alrededor […]


ella cuelga – Belara Michán

ella cuelgay en verdad son muchossus hilosrelámpagos como ojos la sostienenla irradianse oscurecen a veces para volversujetarla toda, iluminar con más focossu pose, su líneasu cuerpo a punto*entonces el púrpura se revela ante la luz y todo se explicadigamos, sus combinaciones más emblemáticassus distintos estratoscuelgan todosen ellaBelara Michán, cuerpoadentro.Viajera, 2011. […]


en la bifurcación – Belara Michán

en la bifurcación del árbol de higosme quedo ciega Edgar Degas perdida de hambrede vertan dulce la fruta pendulando sobre mi cabezasostenida apenas de un hilitocada higo un hilouna bailarina púrpura en puntas de pieuna bailarina extendida, tironeadafelizmente repartidase acuesta en una rama, se mece en la otra, despareció    […]


Yo su perla – Belara Michán

                                                                      Pero hubo un tiempo en que el mundo era liso            […]


pero si tan ciega estoy – Belara Michán

pero si tan ciega estoy, tan abajo, no podría tentarme asíhasta la deshidratacióncomo ahorame crece un sol extraño entre los piessol pasado por cuerpose hace vómito luminoso, de tanta sedva hirviendo, sube por mi cuerpo quietoy da ganas de vivir o soltar, de agarrar o morirseno podría entonces, treparme así, […]


yo NO – Belara Michán

yo NO          claridad frente a la cara de la madre          blandura bajo las ropas sueltas          de la niña          de los órganos crujientesyo no tengo esoyo no sientoningún deseode abrir mi boca Las rosas sangrantes, […]


y yo la parálisis – Belara Michán

y yo la parálisisla idiota que se enamora de la bailarinadel deseo–ni siquiera, digamos, del amor–yo la que se quedaquietecita estupefactacasi ni aplaudeindecisa, revueltaebria se desmayade tanto brillo a su alrededorella, hermosa: ¿permanece o se va?–eso sí: siempre en línea recta, brazos a los costados,passé–permanece y se vapero sobre el […]


que comience en el codo – Belara Michán

que comience en el codose desenvuelva, se escribade modo articularun cierto lenguaje–bien auricular–el color, no se piense ni definaque se dejea los rayos eléctricos del corazóntocar por sí solosromper los vidrios duros del ojoempañarlosse pone negro el primer codocuando entra al pisose llena de negro como se llena de pisocomo […]