Belleza poco estable * Ricardo Czikk


 

El mar de frente

cortado al medio por la bruma

horizonte vertical de aguas

carpas sin dueño ni cartel.

 

La nena juega en el balcón.

 

Se cuelga de una nube y creo que quiere

explorar los cielos caprichosos

que descienden sobre las grúas costeras

arrinconado desde acá sigo los cambios

más cerca del cielo

uno más que asoma

no temo cuando subo alto

en la torre

caen mis ojos

al boulevard y la playa

las escaleras traen raudos los últimos exiliados

del tormentón entregado por el sur.

 

Frío

esta primavera engañosa burla

a los enamorados

con flores

con ficciones de cuerpos desnudos

con belleza poco estable

rosas, tilos, pastos verdes altos, árboles en flor

me asustan las modas cuando veo la juventud

percibo la rajadura frágil inerme

el mar que puede tragarse todo

la mismísima vanidad

escupir después sus huesos

espuma

despojos

noches de fogatas revueltas en sal.

 

La niña dejó el balcón (me asusto)

quizá se lanzó al vacío

se fue en aquel rayo

flameó suave

justo cuando el trueno distrajo mi vista

quedé sordo

hay faros en pleno día.

 

Volvió (recién).

 

¿Estuvo escondida bajo una manta

esperando ayuda

mientras sigo la costa

hasta donde mi vista se interrumpe?

 

La lluvia cargada nos retira a todos

asomados al vacío

excepto ese pájaro

niña

que vi desde este sillón.

 

No sé si era cierto.

 

O parte de un clima

oscuro

atípico

y enrarecido.

 

(escrito en Costa Galana en 2010)

Ricardo Czikk.

GREENLAND. Tiniteqilaaq. 2000. When the fiord freezes to ice, the hunters can no longer shoot seals from their boats. Instead they put up nets under the ice to catch the seals. After catching a seal they spread out the net to unwind the tangles.

GREENLAND. Tiniteqilaaq. 2000. When the fiord freezes to ice, the hunters can no longer shoot seals from their boats. Instead they put up nets under the ice to catch the seals. After catching a seal they spread out the net to unwind the tangles.